Ocultan botín en paraísos fiscales

0

Un nuevo estudio sobre los paraísos fiscales mundiales demostró que éstos albergan al menos 21 billones de dólares que se hallan fuera del alcance de las autoridades fiscales. No más de 92 mil supermillonarios han amasado una fortuna que sería suficiente para cubrir la deuda total de los países subdesarrollados, de donde se extrajo la riqueza a partir de las década de los 70 a la fecha, y acabar con el hambre y la pobreza en el mundo.

Las lagunas fiscales fronterizas han permitido a los multimillonarios de todo el mundo ocultar en paraísos fiscales por lo menos 13 billones de libras, lo que equivale a 21 billones de dólares. Pero esa cifra surge tras una estimación conservadora, ya que la cifra real podría llegar hasta los 32 billones de dólares, según arrojó una investigación de la Red de Justicia Fiscal con sede en Londres, la cual apunta que la mayoría del dinero que salió de los países en desarrollo a partir de la década de los años 70 para enriquecer a un grupo de personas, sería suficiente para pagar la deuda exterior de esos países.

El economista James Henry, experto en paraísos fiscales y exjefe economista de la consultora McKinsey, ha elaborado un informe sobre esta situación para la organización independiente denominado en inglés Tax Justice Network, que hace campaña contra la evasión fiscal. La suma oculta en bancos de Islas Caimán y Suiza habría aportado un estimado de 230 mil millones de euros en concepto de recaudación por impuestos a las arcas de los países de todo el mundo. Además, el estudio también afirma que la desigualdad entre ricos y pobres es mayor de lo que recogen la mayoría de estadísticas.

El análisis, publicado apenas este domingo por “The Observer”, muestra que nada menos que 13 billones de libras esterlinas han con la ayuda de bancos privados, que se disputan por atraer activos de una gran cantidad de individuos multimillonarios. Este capital —depositado en bancos y cuentas de inversión, sin contar activos como propiedades o yates privados— es protegido por profesionales de distintos sectores: bancario, legal, contable y de inversión, agrega Henry.

De acuerdo con la investigación de este economista, los diez principales bancos privados, entre ellos el UBS y el Credit Suisse de Suiza, así como el banco de inversión estadounidense Goldman Sachs, han gestionado más de 4 billones de libras (unos 4,8 billones de euros) en 2010, un ascenso sustancial frente a los 1,5 billones de libras (unos 1,8 billones de euros) cinco años antes.

Este informe, elaborado a partir de datos procedentes de distintas fuentes, entre ellas del Fondo Monetario Internacional (FMI), sugiere que para muchos países en desarrollo el valor acumulado del capital que ha salido de sus fronteras desde la década de los años 70 sería más que suficiente para pagar lo que deben al resto del mundo, indica “The Observer”.

“El problema aquí es que los activos de estos países están retenidos por un número pequeño de individuos adinerados mientras las deudas tienen que ser pagadas por el individuo de a pie a través de sus gobiernos”, señala el informe. De acuerdo con el cálculo del economista, 6,3 billones de libras en activos (7,5 billones de euros) son de propiedad de apenas 92 mil personas, el 0,001 por ciento de la población mundial.

El informe señala que los países petroleros han sufrido esta evasión de capitales y menciona, por ejemplo, que de Rusia han salido desde principios de los pasados años noventa unos 500.000 millones de libras (unos 600 mil millones de euros), en tanto de Arabia Saudí fue de 197.000 millones de libras (unos 220.000 millones de euros) desde mediados de los pasados años setenta. Según John Christensen, miembro de Tax Justice Network, la gente no tiene idea de cuán injusta es la situación de desigualdad. “La desigualdad es mucho, mucho peor de lo que enseñan las estadísticas oficiales”, sentenció.

El secretario general del Sindicato General de Trabajadores británico, Brendan Barber, dijo que países en todo el mundo están bajo una enorme presión para reducir el déficit, por lo que se mostró a favor de tomar medidas contra estas lagunas fiscales utilizadas por empresas multinacionales y millonarios.

“The Observer” recuerda que, a raíz de la crisis financiera de 2008, el Grupo de los 20 (G20, países ricos y emergentes) prometió que se tomarían medidas contra los paraísos fiscales, sin embargo muchos países aún se niegan a facilitar a las autoridades fiscales detalles del capital financiero de ciertos individuos. “Tax Justice Network” pide que el intercambio de información fiscal sea práctica normal entre los países.

La riqueza de estas élites económicas, similar al producto interno bruto de Estados Unidos y Japón, según Henry está «protegida por un grupo de profesionales, muy bien pagado y disciplinado, que se aprovechan de una economía global cada vez más transfronteriza y con menos fricciones».

De acuerdo con el estudio, los estados ricos en petróleo -cuya élite suele caracterizarse por su gran movilidad- son especialmente propensos a depositar su riqueza en estas cuentas, en lugar de invertir en su propio país. Países como Rusia, por ejemplo, solo potenciaron su inversión nacional una vez que recibe los intereses de los casi 640.000 millones de euros depositados en el paraísos fiscales desde principios de los 90.

El estudio también pone como ejemplo a Arabía Saudita, de donde escaparon 179.000 millones de euros o Nigeria, con 250.000 millones de euros a la fuga. «El problema es que los activos de estos países están en manos de un pequeño número de individuos adinerados mientras las deudas son asumidas por la gente normal a través de los gobiernos», indica el informe, recogido este domingo por el diario británico The Observer.

Con información de The Observer, EFE y ABC

Comentarios

Skip to toolbar