Maestros de la CNTE marchan contra el IV Informe de Peña Nieto

0

Con una marcha, la Sección 22 del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE-CNTE) repudia y desconoce el IV Informe del presidente Enrique Peña Nieto porque en “México gobierna la sinrazón y la sangre clama justicia”.

De igual forma, en un comunicado, consideró que la reunión de Peña Nieto y Donald Trump solo se trata de un “teatro mediático gubernamental que pretende nuevamente generar un distractor frente al desinforme de este pseudogobierno, porque de lo bueno, no hay nada, de lo malo mucho, y se tiene que contar”.

Para el magisterio de Oaxaca, Peña Nieto “no representa a los verdaderos mexicanos, porque solo se trata de un teatro mediático gubernamental apoyado por grupos internacionales en el que pretenden aparentar una supuesta legitimación del pueblo hacia un personaje culpable de la represión, asesinatos, desapariciones, pobreza y venta de nuestros recursos naturales”.

Sin embargo, el magisterio disidente consideró que “el entreguismo de Peña Nieto sigue presentándose a tal grado de querer convenir pactos mezquinos con un sujeto que se ha pronunciado en contra de nuestros paisanos migrantes y a favor de políticas aniquilantes para nuestros compatriotas que se fueron de este país obligados por la falta de empleos.

“Hoy Peña Nieto y Donald Trump se reúnen y abonan al rechazo generalizado del pueblo de México por su inoperancia y servilismo. Por ello, rechazamos la visita de este personaje a México, así como la estrategia mediática de este gobierno”, subrayó la Sección 22.

Hizo hincapié que “en México, la sangre derramada por nuestros caídos corre con impunidad, la ausencia por los desaparecidos se resiente hasta en el alma, la falta de justicia arrecia la rebeldía y la pobreza que aumenta desde las comunidades más recónditas demuestra que un pelele llegó a la presidencia para enriquecer sus bolsillos y el de sus compinches”.

El magisterio disidente organizó una marcha a las 10:00 horas del monumento a Benito Juárez al zócalo de esta ciudad en rechazo al desinforme de un “pseudogobierno peñanietista”.

Con Peña, sinrazón, cerrazón y autoritarismo

A cuatro años, insistieron que la definición de este “pseudogobierno” es la sinrazón y cerrazón, se ha caracterizado por el autoritarismo que recurre a los asesinatos, balas y represión para callar la protesta social y popular que exige su renuncia.

Asimismo recordaron: “Nos faltan 43 estudiantes, 43 futuros maestros a quienes Enrique Peña Nieto desapareció y que hasta este momento sigue mostrando su incapacidad para responder, en primera, a las exigencias de los padres de familia, y después, al pueblo de México”.

De igual forma, mencionaron que “faltan los hermanos mixtecos caídos en Nochixtlán por las balas asesinas de Gabino Cué y Peña Nieto, justicia para nuestros heridos y una gran deuda con el pueblo de Oaxaca”.

Luego de afirmar que la reforma educativa nació muerta, cuestionaron que Peña Nieto tome como rehenes a los dirigentes del Movimiento Democrático de Trabajadores de la Educación (MDTEO).

Y mientras que en el país la impunidad de los oligarcas, de familiares de políticos y funcionarios allegados al gobierno plagados de enriquecimiento ilícito, propiedades opulentas como la casa blanca y demás, sigue prevaleciendo, este gobierno –siguió la Sección 22– arremete con una política de odio y represión en contra el pueblo de México “sembrando delitos a nuestros líderes para incrementar su campaña mediática millonaria de desprestigio contra la CNTE”.

Finalmente, la Sección 22 indicó que mantiene la “exigencia absoluta” de castigar a los responsables materiales e intelectuales del crimen de lesa humanidad contra el pueblo de Asunción Nochixtlán el pasado 19 de junio, así como la reparación integral de los daños a la familia de los caídos, a los heridos, niños y a la misma población, de acuerdo con estándares internacionales.

Exigió también la vigilancia e intervención del Alto Comisionado de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) y demás organismos caracterizados por su trabajo imparcial, de garantía y apego irrestricto a los derechos humanos de los mexicanos, al no contar las autoridades estatales y federales con la calidad moral para investigar las constantes violaciones a los derechos humanos, asesinatos, desapariciones y represión que se vive en Oaxaca y el país.

Y advirtió que “la mal llamada reforma educativa”, en Oaxaca y el país entero, no pasará, al tiempo que demandó la inmediata instalación de una mesa de negociación con carácter resolutivo que garantice que la educación seguirá siendo pública y gratuita, respeto a los derechos laborales, así como respuestas inmediatas a las demandas de la CNTE.

Fuente: Apro

Comentarios

Skip to toolbar