El PAN, bajo la amenaza de una nueva ruptura interna

0

La cruenta disputa por la candidatura presidencial del Partido Acción Nacional (PAN) que ambicionan Margarita Zavala, Ricardo Anaya, Rafael Moreno Valle y hasta Ernesto Ruffo, con Felipe Calderón como orquestador del proyecto de su esposa, detonó una nueva crisis partidaria que amenaza con una ruptura interna.

felipe y margarita de calderonPor Álvaro Delgado/ Proceso

“La unidad del PAN es vital para el país, la dirigencia de Ricardo Anaya está poniendo en riesgo esa unidad”, sentenció Calderón en un mensaje de Twitter, el domingo 23, con lo que se inició la ofensiva contra el presidente nacional mediante un pronunciamiento de 18 panistas que, en su mayoría, fueron empleados de su gobierno.

“Esta actitud torpe de Felipe ya mató a Margarita”, acusa Juan José Rodríguez Prats, quien asegura que Calderón es el que orquesta el embate contra Anaya –“¡qué manera de manipular a la gente!”– para “chantajear” y que Zavala sea impuesta sin una elección interna, lo que sí llevaría al PAN a una grave fractura.

“Si alguna duda había de que él es el que quiere que su mujer sea candidata, con esta actitud, con su tuit y el pronunciamiento de 18 panistas, de los cuales 17 son calderonistas, se encuera totalmente. Dice que Anaya está poniendo en peligro el PAN y que lo va a dividir. ¡Él es el que está poniendo en peligro al partido, él es el que lo está dividiendo!”

Juan José Rodríguez Prats. Foto: Eduardo MirandaJuan José Rodríguez Prats. Foto: Eduardo Miranda

A esta posición de Rodríguez Prats se opone Juan Manuel Alcántara Soria, exsubprocurador general de la República en el gobierno de Calderón y articulador del pronunciamiento del grupo de los 18, quien insiste en que Anaya debe optar por ser presidente del PAN o aspirante presidencial.

“Ambas decisiones son válidas, pero no son simultáneamente perseguibles. Esa es la esencia de todo”, subraya el exprocurador de Guanajuato tras negar que Calderón manipule al grupo que, recuerda, tiene su base en el movimiento “Más PAN”, que irrumpió en la elección interna de 2015 entre Anaya y Javier Corral.

En efecto, “Más PAN”, cuyo coordinador nacional es Salvador Abascal Carranza, propuso a los contendientes firmar una “carta-compromiso” para que el presidente nacional cumpliera el periodo completo y no usara los recursos del partido con fines personales.

“Me comprometo a concluir mi encargo sin buscar candidatura alguna durante el mismo, para evitar el conflicto de interés”, decía el punto 5, y el 6 señalaba: “Me comprometo a velar por la agenda del partido y a no dedicarme a la autopromoción, en su lugar, me concentraré en la promoción del partido como vehículo de causas ciudadanas y con un PAN cercano a la gente”.

Corral, gobernador de Chihuahua, suscribió el documento, pero Anaya se negó. “Ahora entendemos por qué no lo quiso firmar”, concluye Alcántara Soria.

–¿Desde entonces identificaban ese proyecto presidencial de Anaya?

–Identificamos la ambición. La gente de Querétaro nos ha dado la radiografía política oportuna, en tiempo, de Anaya y es: Este personaje no se va a quedar ahí.

Inclusive, el 27 de junio, este movimiento envió una carta a Anaya para reunirse para dialogar y decirle que, si su propósito es ser candidato presidencial, “su separación inmediata del cargo como presidente nacional del PAN es el camino ético a seguir”.

Anaya ignoró la petición y entonces, según Alcántara Soria, se han ido incorporando otros liderazgos del PAN que tienen la misma preocupación.

“En medio de esta indisposición para sentarse con nosotros como movimiento Más PAN es que fuimos abriendo en círculos concéntricos más amplios a militantes y es ahí donde aparecen los exgobernadores Cárdenas, González Alcocer y Osuna, o el mismo Roberto Gil”.

Por ello, califica de falsedad que, como acusa Rodríguez Prats, se trate de un grupo manipulado por Calderón. “Eso es falso. Juan José lamentablemente está dando bandazos y en el ansia de que le den una diputación, que es lo que está buscando, nos atribuye esta cualidad”.

–¿Existe el riesgo de una ruptura en el PAN?

–Sí, riesgo hay. El riesgo de la ruptura se da precisamente porque el presidente tiene, como tarea fundamental, garantizar que los procesos de designación o de elección interna generen los apoyos internos para que la militancia vaya en torno a los candidatos que son designados o son electos, y se pueda ir hacia afuera con una unidad interna.

“Pero cuando el presidente del partido trae una ambición y quiere él además aprovecharse de su posición de presidente del partido, y de los espacios de difusión que son institucionales, lógicamente eso genera un riesgo de fractura y de ruptura”.

Alcántara, quien fue también secretario ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública en el sexenio de Calderón –a quien sin embargo culpa de la derrota de Josefina Vázquez Mota en 2012–, puntualiza que Anaya imita a Roberto Madrazo, quien usó el cargo de presidente del Partido Revolucionario Institucional (PRI) para convertirse en candidato presidencial, en 2006.

“Cuando Madrazo hizo renunciar a Arturo Montiel, liderazgos del PRI ya no lo apoyaron. Expresidentes nacionales o personalidades con trayectorias relevantes, por el empecinamiento de Madrazo de utilizar la presidencia de su partido para irse a la candidatura, provocaron una fractura. Esto es algo muy previsible que se pueda dar en el PAN”.

Ricardo Anaya, presidente del PAN. Foto: Miguel DimayugaRicardo Anaya, presidente del PAN. Foto: Miguel Dimayuga

Anaya: “¿A poco no?”

El más claro ejemplo de que Anaya usa los recursos del PAN, acusa Alcántara, es la difusión de su imagen en los millones de spots difundidos en los tiempos de radio y televisión del PAN, superando ya al presidente de Morena y confeso aspirante presidencial por tercera ocasión, Andrés Manuel López Obrador.

“Él alega que el rol de presidente le da la exclusividad de vocería, pero ésta nunca ha sido monopolio de los presidentes del partido. Él confunde vocería con espotería. Son dos cosas muy distintas”.

Y es que en el pronunciamiento de los 18 panistas del domingo 23, firmado por Ernesto Cordero y Roberto Gil Zuarth, impulsados sin éxito por Calderón para la candidatura presidencial y la presidencia del PAN, se censura a Anaya: “No existe un solo presidente de partido (ni siquiera el tan criticado presidente de Morena) que haya aparecido en tal cantidad de spots de radio y televisión en un solo año”

En efecto, según el más reciente conteo del Instituto Nacional Electoral (INE), de abril de este año, Anaya triplica los spots de López Obrador: De noviembre de 2015 a marzo de este año, el presidente del PAN acumuló 674 mil spots y el de Morena 218 mil.

El pronunciamiento fue firmado también por los exgobernadores Alberto Cárdenas, José Guadalupe Osuna y Alejandro González Alcocer, así como por Xavier Abreu Sierra, Myriam Arabián, Eufrosina Cruz y José Luis Luege, todos afines a Calderón, y emplaza a Anaya a optar entre presidir el PAN o ir por la candidatura presidencial.

“No debe ser juez y parte. Es responsable de armonizar los legítimos intereses de la militancia para evitar que se conviertan en conflictos que mermen las posibilidades del triunfo. No se trata de una mera tradición asociada a la figura del jefe nacional, es un elemento esencial de la vida democrática interna”.

Firman además Salvador Abascal Carranza, Manuel Gómez Morín Martínez del Río, Jorge Camacho, Miguel Ángel Toscano Velasco, así como Patricia Espinosa Torres, Julio Sentíes y Manuel Ovalle, estos tres últimos panistas de Querétaro que conocen bien la trayectoria de Anaya en esa entidad.

De hecho, desde enero de 2015, números panistas queretanos hicieron un pronunciamiento público contra Anaya, cuando concluyó la presidencia interina del PAN, en cuyo carácter usó los tiempos institucionales en radio y televisión para promover su imagen en spots que concluían: “Claro que se puede, ¿a poco no?”

Aliado en ese entonces de Madero, Anaya fue designado coordinador de los diputados federales del PAN, desde donde impulsó el Sistema Nacional Anticorrupción, pese a que, según sus correligionarios queretanos, no tiene ningún compromiso con esa agenda.

“Ricardo Anaya se autopromueve como paladín de la lucha anticorrupción, pero quienes lo conocemos sabemos que es sólo un discurso muy lejano de actos concretos de congruencia. Su proceder, por el contrario, es testimonio del uso de las instituciones para beneficiarse a sí mismo”.

Suscrito por el exdiputado federal Manuel Ovalle Araiza, el exdiputado local Simón Guerrero Contreras y el exprocurador de Justicia Julio Sentíes Laborde, así como el expresidente municipal Rolando García Ortiz y los exdirigentes estatales Rafael Puga Tovar e Ismael Becerra Reséndiz, recordaron que Anaya ha usados sus cargos para beneficiar a sus amigos.

Los firmantes del pronunciamiento, que se hacen llamar grupo Esencia PAN, rubricaban su comunicado: “Con Ricardo Anaya el PAN pierde, el único que gana es él. ¿A poco no?”.

El expresidente Felipe Calderón. Foto: Octavio GómezEl expresidente Felipe Calderón. Foto: Octavio Gómez

Calderón, “vividor del PAN”

Y sí: Anaya no sólo fue coordinador de los diputados federales, sino que ganó la presidencia del PAN, en agosto de 2015, y desde entonces construye la candidatura presidencial que también quería buscar su principal impulsor, Gustavo Madero, con quien rompió y hoy es uno de los firmantes del pronunciamiento de los 18.

Anaya, también, ha omitido toda referencia a su ambición presidencial e inclusive cuando, en otro pronunciamiento, el grupo de los 18 le pidió un espacio en la sesión de la Comisión Permanente para exponerle sus argumentos, la respuesta vino mediante un comunicado de prensa del CEN.

“Hacemos un llamado a todos los panistas a trabajar en unidad, toda vez que el adversario está fuera de nuestras filas. Sería un error histórico dividirnos en estos momentos en que Acción Nacional se perfila como la gran alternativa de cambio frente a un gobierno repudiado por los mexicanos”.

Mientras tanto, en medio de esta nueva crisis del PAN, se van dando definiciones: Pese a las diferencias con Calderón, Alcántara Soria admite que apoya a la esposa de éste: “Por supuesto que la única que tiene ADN verdaderamente panista es Margarita”.

–¿Pero, además de ADN, tiene capacidad?

–Yo creo que, conociendo y habiendo tratado a los presidentes de la República desde Carlos Salinas hasta la fecha, a todos, diría que más que pensar en un individuo en cuanto a capacidades, diría que son los equipos de trabajo los que pueden solventar las tareas, las responsabilidades. Y en ese sentido me parece que es esperable que Margarita pueda integrar un equipo que solvente sus responsabilidades.

Rodríguez Prats, quien revela que el exgobernador Ernesto Ruffo podría ser también aspirante a la candidatura presidencial del PAN, piensa que Anaya es mejor y reitera que Calderón sólo quiere imponer a su esposa, como quiso hacerlo con Cordero en 2012.

“Felipe quiere que Margarita sea designada, no quieren ir a un proceso interno. Pero están siguiendo la ruta totalmente equivocada. O sea, en lugar de cerrar filas, hacen lo contrario. Toda esta escandalera le está beneficiando a Anaya”.

Lo beneficia también hasta por la nueva alianza de Calderón y Madero, pese a que el primero maltrató e insultó terriblemente al segundo. “Eso todo mundo lo sabe”.

–¿Por qué se da ese rencuentro?

–Animo de venganza, totalmente.

Afirma que Calderón pretende volver a controlar al PAN porque cree que es su dueño: “Es el panista más beneficiado desde líder juvenil hasta presidente de la República. Es un vividor del PAN. El PAN le ha dado todo y en mucho porque lo heredó de su padre, Luis Calderón Vega. Es el mismo caso de su hermana Luisa María, la Cocoa”.

Ahora están chantajeando que, si no es Zavala la candidata, entonces se van a ir, pero están obligados a decir que aceptarán el resultado. “Porque eso de que yo, si no gano, me voy, no se vale. Ella no descarta ir de independiente”.

Y contra el argumento de que Anaya se promueve con los recursos del PAN, Rodríguez Prats contrasta: “Margarita y Moreno Valle sí andan en campaña, con actos anticipados de campaña”.

–¿Y con qué recursos?

–Claro, con qué recursos: Moreno Valle está tapizando con su imagen todo el país con ese subterfugio de aparecer en la portada de una revista y presentarla como si se estuviera promoviendo la revista. Es un clarísimo fraude a la ley.

–Dice Alcántara que usted defiende a Anaya porque quiere una candidatura a diputado.

–Ja ja ja. Si así fuera, ¿qué de malo tiene? Él también quiere una diputación… Si una oportunidad se diera, la buscaría. Qué ingenuidad de mi amigo Juan Miguel: ¡Somos un partido, no somos un convento!

Fuente: Proceso

Comentarios

Skip to toolbar