El gobierno no quiere que sepas quiénes son los capos sueltos

0

Reporte especial de VICE News

Ellos son la joya de la corona. Son los capos que faltan por ser detenidos o abatidos para que el presidente de México, Enrique Peña Nieto, se proclame triunfador en la guerra contra los cárteles de la droga. Son peligrosos, violentos, probablemente millonarios… pero su identidad sólo es conocida por la élite del gobierno.

VICE News solicitó a la Procuraduría General de la República, a través de la Ley de Transparencia, la lista de los “objetivos criminales prioritarios” que siguen operando en el país, pese a los esfuerzos del gobierno por capturarlos. La respuesta del gobierno mexicano fue una lista de 27 personas, pero con 25 nombres tachados, para que no se sepa quiénes son los que hoy dan dolores de cabeza al gabinete de seguridad.

Los únicos dos nombres que sí son revelados son los de Mario Ismael Zambada García, alias ‘El Mayo’, líder del Cártel del Pacífico, la escisión del Cártel de Sinaloa; y Nemesio Oseguera Cervantes, ‘El Mencho’, jefe del Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG).

De los 25 restantes, 11 son capos del Cártel del Pacífico; 4 del Cártel de los Beltrán Leyva; 3 del Cártel del Poniente; “empatados” con 2 están el Cártel de Juárez, Los Zetas, La Familia y el Cártel Jalisco Nueva Generación; y finalmente, el gobierno sólo busca un capo del Cártel del Golfo.

Secretos de un jefe de Los Zetas: el gobierno nos abrió la puerta y hoy pacta con otro cártel. Leer más aquí.

El argumento que dio la PGR para no revelar los nombres es que, incluso divulgar sus apodos, pondría en peligro la “seguridad nacional” y pondrían “en riesgo las investigaciones”.

La lista, entregada a este medio el 8 de septiembre, muestra una inconsistencia entre datos oficiales en lo que se refiere al CJNG: establece que sólo busca a dos capos de dicho grupo delictivo, pero información de autoridades mexicanas y estadounidenses dan cuenta que ese cártel tiene presencia en 14 estados, casi la mitad de territorio nacional, según una investigación realizada por la reportera Tania Montalvo, de Animal Político, publicada también en VICE News.

La lista de los 27 capos prófugos forma parte de un registro que hizo el gobierno de Enrique Peña Nieto cuando comenzó su administración para identificar a los delincuentes que serían sus “objetivos prioritarios”: en diciembre de 2012, se estableció que 122 hombres —ninguna mujer— eran la más grande amenaza para la seguridad interior.

Según esa lista, al inicio del sexenio cinco organizaciones concentraban a los capos más peligrosos y sanguinarios: 33 eran de Los Zetas, 23 del Cártel del Pacífico; 17 del Cártel del Poniente; 9 del Cártel de los Beltrán Leyva y 8 del Cártel de Juárez. En menor medida, había líderes del Cártel del Golfo, Caballeros Templarios, Cártel Jalisco Nueva Generación, La Familia, Cártel de Sinaloa, Cártel de los Arellano Félix y Los Rojos.

Hoy, a cuatro años de la creación de esa lista de 122, hay cambios notables: ahora se divide entre los prófugos, los encarcelados y los que están en la tumba.

Entre los 81 capos detenidos están “peces gordos” como Joaquín ‘El Chapo’ Guzmán, Servando Gómez ‘La Tuta’, Vicente Carrillo Fuentes ‘El Viceroy’ y Miguel Ángel Treviño Morales, ‘El Z-40’. Y otros delincuentes que fueron detenidos en pleno ascenso en el mundo criminal como Tomás Mauricio Sifuentes ‘El Mega’, Luis Fernando Martínez Jaramillo ‘El Psico’, Jesús Alejandro Leal ‘El Simple’ o Alfonso Zamudio Quijada ‘El Samurai’.

Entre los 14 abatidos están reconocidos jefes criminales como Nazario Moreno González ‘El Más Loco’, Enrique Plancarte Solís ‘Kike Plancarte’, Pablo Jaimes Castrejón ‘La Marrana’ y Gabino Salas Valenciano ‘El Ingeniero’.

Estamos perdiendo la guerra contra los cárteles, opinan 8 de cada 10 mexicanos. Leer más aquí.

Pese a que la lista de “objetivos criminales prioritarios” en acción se ha reducido 77 por ciento, la violencia en México no ha cedido.

El mes que Peña Nieto se hizo presidente de México —diciembre de 2012— el país sufría 1.726 asesinatos mensuales. En su cuarto año de gobierno, julio de 2016, se registraron 1.862 asesinatos.

Y en agosto de este año hubo 1.938 homicidios dolosos, el mes más violento en lo que va del sexenio.

Fuente: VICE News

Comentarios

Skip to toolbar