Cae exjefe de policía de Iguala acusado de la desaparición de los 43

0

La Comisión Nacional de Seguridad (CNS) informó de la captura de Felipe Flores, exjefe policial de Iguala y acusado de la desaparición de los 43 normalistas de Ayotzinapa el 26 de septiembre del 2014.

En su cuenta de Twitter, la Comisión dio a conocer que detención se realizó a las 7:00 horas de este viernes en Iguala y detalló que se llevó a cabo en coordinación con la Procuraduría General de la República (PGR), la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) la Secretaría de Marina-Armada de México (Semar) y el Centro de Investigación y Seguridad Nacional (CISEN).

En octubre del año pasado, la PGR ofreció una recompensa 2.5 millones de pesos a cambio de información que llevara a su captura.

El 27 de septiembre de 2014, tras los hechos de Iguala, Flores rindió su declaración ante el Ministerio Público de la Procuraduría General de Justicia de Guerrero, y luego desapareció.

En esa fecha, prácticamente todos los elementos de la corporación municipal bajo su mando ya habían sido detenidos por su participación en las agresiones y desaparición de los 43 normalistas.

En sus declaraciones, inicialmente afirmó no haberse dado cuenta de nada sobre hechos de violencia, y dijo que, incluso, en lo que habría sido la primera agresión contra los normalistas en inmediaciones del palacio municipal, se asomó porque creyó escuchar disparos de arma de fuego y oyó un griterío, pero tras comprobar que no pasaba nada regresó a su oficina.

Sin embargo, modificó su dicho y señaló que tuvo reportes del C-4 de que en el centro de Iguala se estaban registrando algunos hechos de violencia, los cuales le eran reportados por su subdirector operativo Francisco Salgado Valladares y el encargado de radio de la corporación.

La declaración de Flores Velázquez sirvió a la PGR para acreditar que el entonces alcalde de Iguala, José Luis Abarca, mintió cuando en entrevistas con medios de comunicación afirmó no haber estado enterado de nada de lo sucedido en su municipio la noche del 26 y la madrugada del 27 de septiembre de 2014.

El exalcalde afirmó haber estado en el informe de su esposa, luego haber bailado un rato y, tras ir a cenar con su familia, haber dormido sin que nadie le reportara nada.

Pero el exjefe policiaco declaró que “el día en que se registran los hechos violentos me llamó el presidente municipal y me dice que corrobore si no hay personas privadas de la vida, porque corren versiones en redes sociales de que hubo personas privadas de la vida en la explanada… Le reiteré que no hay tal situación porque yo personalmente estuve ahí; me dijo que estuviera atento.

“Después ocurren los hechos; el operador me dijo que hubo balazos en diferentes puntos de Iguala y le informé al presidente municipal.

“A las 0:40 recibí llamada del presidente municipal diciéndome que tiene conocimiento de que en la carretera federal, a la altura de Santa Teresa, se encuentra accidentado un autobús de pasajeros, que verifique.

“Me dijo el presidente municipal que tiene conocimiento de que al parecer es un equipo deportivo que había venido a Iguala.

“A las 0:54 me llamaron del Ministerio Público para que fuera a la fiscalía regional”, sitio en el cual rindió su declaración Flores Velázquez.

Fuente: Proceso

Comentarios

Skip to toolbar