100 mil muertos con FCH, revelan en EU

0

Una investigación realizada por una especialista en asuntos de la frontera con México, de la Universidad Estatal de Nuevo México (NMSU), arroja que en lo que va del gobierno del Felipe Calderón 99 mil 667 mexicanos han perdido la vida en el marco de la guerra contra el crimen organizado, pero de mantenerse la tendencia una vez que concluya el sexenio la suma sería de 100 mil 800 víctimas, según ha publicado la cadena Latina de Fox News, citando un amplio reportaje publicado por Charles Bowden y Molly Molloy en el New Times de Phoenix.

El número de muertos en la sangrienta guerra del narcotráfico en México ha sido muy debatido desde que el saliente presidente Felipe Calderón declaró una ofensiva contra carteles de la droga del país en 2006.

El gobierno mexicano, grupos de derechos humanos y los medios de comunicación han discutido sobre el conteo de víctimas, hasta que en la mayoría de los medios de comunicación finalmente se estableció en 50 mil como un número aproximado de los muertos por la violencia. Sin embargo, una especialista en estudios fronterizos y latinoamericanos de la Universidad Estatal de Nuevo México, postula que el número real es mucho mayor… casi el doble.

Molly Molloy, investigadora de la NMSU que dan seguimiento a las noticias y análisis sobre México en el sitio Frontera List, ha mantenido un registro detallado del derramamiento de sangre y se estima que los homicidios totales de diciembre 2006 hasta junio de 2012, llega a situarse en 99.667, de acuerdo con artículo escrito por Molloy en Times New Phoenix.

“Asumiendo que una tasa similar de asesinatos continúa a través de los meses restantes de este año, la cifra de homicidios al final de la presidencia de Calderón llegará a 110 mil 061 víctimas”, afirmó Molloy.

El gobierno mexicano ha sostenido en comunicados oficiales que el 90 por ciento de los muertos en la violencia estaba involucrada en el tráfico de drogas, pero Molloy afirma que de las 10 mil 800 víctimas registradas en la ciudad fronteriza Ciudad Juárez desde 2007, la gran mayoría de ellos no tenían ninguna participación en los cárteles. Con una población de sólo 1,2 millones de habitantes, Ciudad Juárez representa el 10 por ciento de todas las víctimas de asesinato en México desde 2007, según estas nuevas estimaciones.

“En México, se llega a ser un criminal tan pronto como el gobierno mexicano te mata”, escribió Molloy. “Hasta ese momento, la mayoría de la gente te conocía no tenía idea de que eras una mala persona”.

El número de muertos no es la única cifra que se ha discutido en la guerra del narcotráfico en México. Desde el número de armas de contrabando procedente de Estados Unidos a México hasta la eficacia de los esfuerzos de los militares sobre el precio de venta de las drogas en las calles de Estados Unidos, los números en cuanto a las drogas no se cortan y se secan.

En julio, el New York Times informó que el valor en la calle en los Estados Unidos por un gramo de cocaína de México es 177.26 dólares que representa un 74 por ciento más barato de lo que era hace 30 años.

“Este número contiene más o menos todo lo que necesita para evaluar la eficacia de los gobiernos de México y de Estados Unidos en la guerra “para erradicar las drogas ilegales en las calles de los Estados Unidos”, escribió Eduardo Porter en el Times . “Lo que dice es que la lucha en la que se han gastado miles de millones de dólares y la pérdida de decenas de miles de vidas en las últimas cuatro décadas, ha fracasado”.

La ofensiva contra los cárteles en México ha llevado también a la creciente preocupación de otros líderes de América Latina que la violencia se extienda a países vecinos ya que los traficantes buscan nuevas rutas para canalizar las drogas desde América del Sur en los Estados Unidos.

El año pasado, el cártel de los Zetas masacraron a 27 personas que trabajan en una granja en el norteño departamento guatemalteco de Petén, y más recientemente funcionarios de la americana Drug Enforcement Administration (DEA), intercambiaron disparos mortales con presuntos narcotraficantes en la remota costa de Honduras Miskitos, sólo un mes después del 11 de personas murieron en el ataque similar.

El entrante presidente de México, Enrique Peña Nieto ha prometido reorganizar la forma en que la guerra contra las drogas se libra y combatir a los narcotraficantes para centrarse en proteger a los ciudadanos.

La ambigüedad de los planes de Peña Nieto en la guerra contra las drogas ha alimentado temores de que pudiera mirar hacia otro lado, si los cárteles de contrabando de drogas se dirigen hacia el norte, sin crear violencia en México.

“El sufrimiento de México de la violencia causada por el crimen organizado se ha acercado a las proporciones de Colombia en tan sólo unos pocos años”, escribió el ex presidente mexicano y actual director del Centro para el Estudio de la Globalización en la Universidad de Yale, Ernesto Zedillo.”Si, por desgracia, América Central está obligado a convertirse en el próximo campo de batalla importante para la” guerra contra las drogas “, entonces la imagen retratada por Joaquín Villalobos [un político salvadoreño y ex líder guerrillero]sobre la violencia en Centroamérica debe ser una muy preocupante”.

Fuente: Latino.FoxNews.com

http://latino.foxnews.com/latino/news/2012/08/10/mexico-drug-death-toll-double-what-reported-expert-argues/

He aquí el reporte completo escrito por Charles Bowden y Molly Molloy en el New Times de Phoenix, Arizona:

http://www.phoenixnewtimes.com/2012-07-26/news/mexicans-pay-in-blood-for-america-s-war-on-drugs/

Enhanced by Zemanta

Comentarios

Skip to toolbar