No habrá regreso al pasado: PRI

0

El coordinador jurídico del gobierno electo, Felipe Solís Acero, rechazó categóricamente una “vuelta al pasado” con el traspaso de las funciones de seguridad pública a la Secretaría de Gobernación y sostuvo que no existe “ni medio renglón” en la propuesta de reorganización gubernamental que permita suponer la reedición de una “policía política”.

Las declaraciones de Solís Acero se produjeron luego de que el coordinador de los senadores perredistas, Miguel Barbosa Huerta, dijera que la iniciativa de fortalecer la Secretaría de Gobernación es un regreso al pasado, haciéndose eco de las dudas y temores surgidos en los medios de comunicación y redes sociales ante la propuesta planteada la semana pasad por el presidente electo, Enrique Peña Nieto.

“No hay en la propuesta del señor presidente electo, concretamente en la reformulación de las atribuciones a la Secretaría de Gobernación que se proponen en la nueva redacción de la Ley Orgánica, absolutamente ningún elemento, ni medio renglón que permita suponer la reedición de esa dependencia (la Dirección Federal de Seguridad), ni de ninguna otra que tenga que ver con policía política”, puntualizó.

Al término de un encuentro a puerta cerrada con diputados integrantes de las comisiones de Gobernación y de Seguridad Pública para exponer los alcances de la reforma a la administración pública, Solís Acero remarcó: Sería prácticamente imposible cualquier vuelta al pasado; creo que en realidad estamos más enfrente de un fantasma, que de una realidad”.

El vocero del equipo de transición del gobierno electo, Eduardo Sánchez, advirtió a su vez que no existe absolutamente nada en la propuesta de reorganización gubernamental que atemorice a alguien, más que a los delincuentes.

Los representantes de Peña Nieto confiaron en la aprobación de la iniciativa antes del 1 de diciembre, pero subrayaron el respeto del presidente electo a los tiempos y decisiones de los legisladores, sin asumir “posiciones irreductibles”.

Para el PRD es una vuelta pasado

Previamente, el coordinador de los senadores perredistas, Miguel Barbosa Huerta, declaró que la iniciativa del Partido Revolucionario Institucional que propone aumentar y fortalecer las facultades de la Secretaría de Gobernación (Segob) para el control de la seguridad pública es un regreso al pasado.

El legislador del Partido de la Revolución Democrática explicó que ello se daba en administraciones pasadas, cuando una sola dependencia concentraba un inmenso poder, con el consecuente riesgo de que sea utilizada con intensiones políticas contra los opositores al gobierno.

“México no puede volver a las épocas de la vigilancia y persecución, ése es el perfil del pasado. Se corre el riesgo de que al dotar a la Secretaría de Gobernación de todas las facultades haya abusos y arbitrariedades, y eso hoy no puede ser”, sostuvo.

Barbosa Huerta consideró que no hay modernidad en la propuesta, por lo que subrayó la necesidad de contar con instituciones al servicio del Estado mexicano y no al del gobierno en turno.

En un comunicado refirió que la propuesta que impulsa el próximo gobierno de desaparecer la Secretaría de Seguridad Pública y trasladar sus funciones operativas y de inteligencia a una subsecretaría dependiente de la Segob, constituye el rechazo a la política en materia de seguridad de la actual administración panista.

El líder de los perredistas en la Cámara alta indicó que el gobierno de Enrique Peña Nieto tendrá la libertad de proponer los cambios que considere idóneos en la esfera de la administración pública, “pero el PRD se opondría firme y contundentemente a que se quiera concentrar el poder en una sola dependencia”.

“Nadie quiere de vuelta una Secretaría de Gobernación como en los años oscuros, cuando desde las oficinas de Bucareli se operaba la represión contra estudiantes, líderes sindicales, luchadores sociales. Esos tiempos ya se acabaron, México es otro y el PRD no permitirá un retroceso de esa magnitud”, afirmó.

Ante ello aseguró que cuando la iniciativa sea dictaminada, el grupo legislativo del partido del sol azteca impulsará acciones que garanticen una administración pública federal con instituciones que sirvan al Estado y no al gobierno en turno.

“Apoyaremos los cambios que eficienten y transparenten el ejercicio del gobierno, que favorezcan la transparencia y rendición de cuentas, y que atiendan las necesidades de la sociedad. Por el contrario, el PRD rechazará aquellas propuestas que tengan el riesgo de una regresión autoritaria”, concluyó Miguel Barbosa.

Fuente: Milenio y Sin Embargo

Enhanced by Zemanta

Comentarios

Skip to toolbar