Ministro Vargas desconoce su destitución al frente del TEPJF

0

José Luis Vargas llamó a las y los magistrados del TEPJF a “respetar el orden legal” y evitar una crisis electoral, además, resaltó que no existe la revocación de mandato en el tribunal.

Ciudad de México, 4 de agosto (SinEmbargo/EFE).– El Magistrado José Luis Vargas Valdez aseguró que no puede ser destituido porque en el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) no existe la figura de revocación de mandato, por lo que desconoció a Reyes Rodríguez Mondragón como Magistrado presidente.

“La elección de la presidencia del Tribunal es por un periodo fijo y no existe la figura de revocación o destitución por el Pleno de la Sala Superior como forma de terminación del encargo”, resaltó en un video transmitido esta tarde donde recordó que su gestión concluirá hasta noviembre de 2023.

“Lo sucedido constituye una ruptura constitucional ilegal, por lo cual esta presidencia sigue y seguirá llamado al diálogo, a la serenidad, a la institucionalidad. La única forma de resolver cualquier diferendo es través del diálogo, y de no ser el caso, con el respecto irrestricto a las normas que regulan nuestra función”, agregó Vargas Valdez.

El Magistrado consideró que la decisión que tomaron cinco de los siete magistrados del TEPJF para sustituirlo es un “albazo”, por lo que pidió a sus compañeros  “actuar a la altura” de su cargo.

“Somos jueces constitucionales y tenemos que actuar a la altura de nuestra infraestructura. Los albazos no son la forma en como, en una democracia constitucional, se solventan las diferencias”, dijo en la grabación, e insistió en que la sesión donde se votó su destitución es nula.

“La sesión que se llevó a cabo hace unos minutos mediante una plataforma diversa a la institucional, en la cual la Magistrada Mónica Soto y yo no participamos, es nula de pleno derecho. Y la convocatoria hecha por la Magistrada Janine Otálora Malasis y el actuar como secretario de acuerdos del abogado Rodrigo Sánchez Gracia, nombrado en dicha sesión, constituye el ejercicio ilícito de funciones”, acusó.

El funcionario también anunció que para mañana convocará a una sesión privada para discutir los temas pendientes del TEPJF.

Minutos después de anunciada la remoción como presidente del TEPJF, la oficina de comunicación del mismo Tribunal planteó en un comunicado que tanto la destitución como el nuevo nombramiento no son válidos, pues no existe la figura de revocación o destitución por el Pleno.

“Conforme a los artículos 99 constitucional y 171 de la LOPJF la elección de la presidencia del TEPJF es por periodo forzoso y no existe la figura de revocación o destitución por el Pleno de SS como forma de terminación del encargo”, planteó en el documento.

También expuso que para que la presidencia concluya deben suceder dos cuestiones: la renuncia del titular, o que éste sea removido por las autoridades competentes por algún tipo de responsabilidad, que pueden ser:

“A. Administrativa, que corresponde a la Comisión de Administración del TEPJF; B. Política, que corresponde al Congreso de la Unión; C. Por sanción penal, para lo cual primero habrías que seguir un juicio de declaración de procedencia competencia de la Cámara de Diputados del Congreso de la Unión”.

Fuente: SinEmbargo

Comments are closed.