México pide perdón a China por agravios históricos

0

El Estado mexicano, por decisión del Gobierno del Presidente Andrés Manuel López Obrador, pidió perdón a la comunidad china por tres décadas de acoso, entre 1910 y 1930; por saqueos, asesinatos y expulsión sistematizada.

Reporte de SinEmbargo

Los pueblos de México y de China se vieron a la cara, esta mañana, 110 años después de la masacre de Torreón. “Que nunca más…”, fue la frase. Nunca más una minoría sea agraviada. Nunca más tratar con menosprecio a los migrantes. Nunca más.

El Estado mexicano, por decisión del Gobierno del Presidente Andrés Manuel López Obrador, pidió perdón esta mañana por tres décadas de acoso, entre 1910 y 1930; por saqueos, asesinatos y expulsión sistematizada. Los chinos tuvieron que esperar 110 años para escuchar esa disculpa. Fue hoy.

“Hoy, en nombre del Estado mexicano, le pedimos perdón a la comunidad china en México por los agravios cometidos en su contra, a lo largo de su historia”, dijo el Embajador Emérito, Sergio Ley López.

Al tomar la palabra, el Embajador de China en México, Zhu Qingqiao, reconoció el sentido de responsabilidad histórica del Gobierno mexicano con la comunidad china en el país.

“La sombra de lo que pasó en Torreón ya se ha disipado y la amistad entre China y México se ha vuelto cada vez más fuerte a lo largo del tiempo”, destacó.

El Embajador de China en México, Zhu Qingqiao. Foto: Gobierno de México.

Añadió que tanto México como China se han convertido en socios estratégicos. Celebró el apoyo del país durante los inicios de la pandemia de COVID-19 en la nación asiática.

Qingqiao lamentó que en la actualidad persista la xenofobia y el racismo hacia la comunidad china en el mundo, y pidió que la sociedad avance en la eliminación de estos elementos.

Por su parte, el Presidente Andrés Manuel López Obrador recalcó que un país no debe apostar por el desarrollo económico, sin justicia social.

“La enseñanza mayor del modelo económico neoliberal o neoporfirista es que la apuesta por el progreso material sin justicia, nunca será una opción política viable y siempre estará condenada al fracaso. Su falla de origen consiste en pasar por alto que la simple acumulación de riqueza produce desigualdad y graves conflictos sociales“, señaló.

López Obrador también condenó el racismo que la comunidad ha padecido en el mundo.

“El racismo que ha padecido por siglos los habitantes de China, es igual o peor que el que han sufrido indígenas mexicanos o africanos, basta recordar que hasta 1968, una persona d cultura oriental, en especial de origen chino, no podría casarse en California con una mujer blanca”, ejemplificó.

Fuente: SinEmbargo

Comments are closed.