Los 10 “cabos sueltos” del caso Narvarte

0

Abogados, que tuvieron acceso a los expedientes del caso Narvarte, identificaron y compartieron lo que, a su juicio, son inconsistencias en torno a la indagatoria de un caso que sigue sin resolverse, en el que podría haber incluso un posible abuso a los derechos humanos que podría tirar el proceso penal iniciado, Aquí sus hallazgos.

Por Arturo Angel/Animal Político

Retraso en la recolección de evidencia, un móvil que sigue sin esclarecerse, filtraciones de datos, pistas que no se han seguido, un quinto hombre no identificado que estaba en el departamento, dos celulares desaparecidos y hasta un posible abuso de derechos humanos.

Lo anterior son algunas de las ”inconsistencias” señaladas por abogados y víctimas dentro de la investigación que lleva a cabo la Procuraduría General de Justicia del Distrito Federal (PGJDF) por el multihomicidio de la colonia Narvarte, ocurrido el pasado 31 de julio y donde fueron asesinadas Nadia Vera, Yesenia Quiroz, Alejandra Negrete, Mile Martin y Rubén Espinosa

La Asociación Nacional de Abogados Democráticos –que ha tenido acceso completo a los expedientes del caso en representación de algunas de las víctimas de multihomicidio– hizo un análisis pormenorizado de algunas aspectos del caso que, a su juicio, están incompletos o no han recibido la atención debida.

Karla Michele Salas, presidenta de esa asociación, dijo que los familiares de las víctimas no están aferrados a que la indagatoria concluya que se trató de un crimen político o relacionado con libertad de expresión, pero subrayó que es imperativo que se lleve a cabo una indagatoria “lo más pulcra y profesional posible”.

“Lo que exigimos es que sea una investigación seria y por lo que hemos podido revisar hasta ahora no ha sido así. Prueba de ello es que a más de tres semanas del homicidio el caso no parece estar en vías de resolverse”, señaló.

Animal Político presenta un resumen de diez puntos de lo que los abogados han identificado como “inconsistencias” en el caso.

El quinto sujeto

La tarde del 31 de julio había cinco hombres en el departamento de la colonia Narvarte, según la declaración del único detenido del caso Daniel Pacheco (páginas 3 y 4 del PDF). Tres de ellos eran Daniel y sus supuestos amigos Abraham y Omar, y el cuarto era Rubén Espinosa, pero del quinto poco es lo que se sabe.

La declaración ministerial del detenido, a la que Animal Político tuvo acceso, confirma la presencia de ese quinto sujeto.

“Entramos al departamento (Abraham, Omar y Daniel) y había dos hombres y tres mujeres (…) uno de los chavos estaba con una chica (…) y en la sala había otro sujeto del sexo masculino sentado en un sillón”, dijo Daniel.

Más tarde, Daniel vuelve a señalar que el hombre que estaba en el sillón continuaba ahí cuando el ya se iba a retirar del lugar.

Pero la investigación de la PGJDF hasta ahora solo ha identificado a cuatro hombres en el domicilio, que son Rubén Espinosa –cuyo cuerpo fue encontrado junto con el de las jóvenes asesinadas– y el de los tres sospechosos del homicidio a quienes se ve saliendo en un video de cámaras de seguridad pública.

“El colmo es que ni siquiera forma parte de la investigación de la procuraduría esclarecer quien es este sujeto. Él ya estaba en ese departamento pero es un dato relevante porque la Procuraduría reconoce que todo ocurrió entre las 2 y un poco antes de las 3 y nunca menciona a esta persona”, dijo Michel Salas.

Los golpes al detenido

Daniel Pacheco, el único detenido del caso, denunció que fue golpeado y torturado por los agentes judiciales que lo detuvieron en una nueva declaración ante el juzgado, luego de que inicialmente dijo que se había pegado solo. Animal Político publicó su declaración en el juzgado donde cambió su versión de los hechos.

“Esta persona fue víctima de violencia, fue coaccionada como ya consta en el expediente y es posible que toda esta parte se caiga”, señaló la abogada Salas.

La Asociación de Abogados dijo que podría estarse enfrentando “una posible fabricación de culpables”. La Comisión de Derechos Humanos del Distrito Federal (CDHDF) inició una investigación por una posible tortura.

Cabe señalar que de confirmarse que Pacheco fue violentado en sus derechos humanos durante su detención, la jueza responsable podría anular el proceso, explicaron los abogados.

Los supuestos homicidas

“Abraham” y “Omar” son los dos sujetos que junto con Daniel estuvieron en el departamento de la colonia Narvarte el día del homicidio. La PGJDF presupone que ellos cometieron el crimen, pero hasta ahora no ha podido dar con su paradero ni verificar si se trata de sus identidades reales.

Los números de los teléfonos móviles y características físicas proporcionados por Daniel Pachecono concluyeron en ninguna resultado positivo, informó la Procuraduría capitalina.

Los abogados de las víctimas expresaron que no hay evidencia suficiente para sostener sin margen de error que ellos cometieron el crimen, ni siquiera en el caso de Daniel.

“Tú no puedes afirmar que una persona cometió un crimen solo por haber estado en ese sitio que es lo que ha demostrado la Procuraduría con una huella y una declaración. No hay prueba de Harrison (para verificar que alguien accionó un arma mediante rastros de pólvora) que compruebe que el haya disparado”, dijo Salas.

Los abogados también señalaron que, a su juicio, el supuesto perfil de los tres sospechosos no parece empatar con el de unos homicidios que usaron extrema violencia, pero no dejaron demasiadas pistas.

¿El móvil?

El móvil del multihomicidio en la colonia Narvarte aún no se ha esclarecido. Por un lado la PGJDF hizo referencia desde las primeras informaciones del caso a un posible robo de un vehículo y de una maleta, aunque Pacheco negó en su declaración que eso hubiera ocurrido.

Pero de acuerdo con la presidenta de la Asociación Nacional de Abogados Democráticos, en el expediente de la investigación no existe una relación de lo que presuntamente fue sustraído del departamento. En el departamento se dejaron computadoras, aparatos electrodomésticos y otras cosas de valor.

Lo que hasta ahora se ha señalado que fue sustraído según filtraciones del caos, es sólo una alcancía con seis mil pesos. Los abogados apuntan a que sería “poco probable” un multihomicidio con la violencia referida solo para robarse ese dinero.

“No estamos cerrados a que el móvil sea político o de libertad de expresión, pero la investigación tiene que ser seria. Aquí estamos en un crimen con saña que no empatan del todo cuando el móvil es robarse seis mil pesos”, dijo la abogada Michel Salas.

Teléfonos desaparecidos

Entre los teléfonos celulares que se quedaron en el departamento está el de Mile, la joven de origen colombiano, y otro aparato que no tenía chip. El teléfono de Mile es el que arroja la información respecto a su contacto con Abraham, Daniel y Omar.

En cambio, los dos celulares que no se encuentran en el domicilio son el del fotoperiodista Rubén Espinosa y el de la activista Nadia Vera, de acuerdo con lo revelado por los abogados.

“Entonces nosotros nos preguntamos, si iban a cometer un crimen o surgió a partir de una discusión, ¿a poco van a dejar el teléfono de la joven colombiana donde están sus números, donde acuerdan que van a reunirse?… y en cambio se llevan los otros donde no tenían aparente relación. Nos parece raro”, dijo Salas.

Retraso en evidencias de otras líneas

Aunque públicamente se ha dicho que todas las líneas de investigación están abiertas, el trabajo pericial inicial en la averiguación estuvo orientado solo al tema de la colombiana y su relación con Daniel, Abraham y Omar, según lo señalado los abogados coadyuvantes del caso quienes pudieron revisar el expediente.

De acuerdo los activistas y abogados, el trabajo respecto a la línea de investigación en Veracruz fue prácticamente nulo hasta que ellos presionaron para que se incluyeran esos elementos y se recabaran las declaraciones correspondientes.

“Por eso nosotros tuvimos que presentar las promociones y nosotros impulsar todo el tema de Veracruz por ejemplo. Ellos no tenían en su expediente ni que Nadia conocía a Rubén, ni los mensajes de los celulares que no estaban en el expediente”, dijo la abogada Michel Salas.

Incluso, según Salas, aún cuando los mensajes de texto que envió Rubén de su teléfono y los videos de las presuntas amenazas ya eran públicos, estos no estaban en el expediente. “El fiscal de homicidios nos pidió que nosotros se los diéramos”, dijo Salas.

¿Por qué la saña generalizada?

Aunque la información, en su mayoría filtrada, apuntaba a que el homicidio se cometió con especial violencia en contra de la joven colombiana, los exámenes forenses en realidad concluyen que hubo saña en contra de cuatro de las víctimas, de acuerdo con lo revelado por los abogados del caso.

“Dos de las víctimas fueron asfixiadas antes de ser ejecutadas, que tres de las víctimas presentaban lesiones hechas con un objeto punzo cortante en diferentes partes del cuerpo. Es decir, de la evidencia, se desprende que en cuatro de los casos, las víctimas además de ser sometidas y privadas de la vida, fueron violentadas de diferentes formas”, indicó la asociación.

Los familiares de las víctimas piensan que este grado de violencia además tampoco parece empatar con el móvil específico del robo en el multihomicidio.

Sin evidencia de supuestos encuentros sexuales

De acuerdo con la declaración de Daniel Pacheco, el motivo por el cual él y sus dos amigos asistieron al departamento de la colonia Narvarte fue para sostener encuentros sexuales con las jóvenes que ahí vivían.

Pero el abogado Leopoldo Maldonado dijo que no hay evidencia de que esto hay ocurrido a pesar de los dichos asentados en la declaración del detenido. Según lo dicho por el, no se encontró rastros de semen en las víctimas ni en el lugar.

Únicamente en el caso de Mile Martín hay verificación de un abuso sexual, según lo informado por las autoridades a los abogados,

Las filtraciones del caso

Los familiares de las víctimas y abogados denunciaron que la procuraduría ha filtrado información en muchas ocasiones errónea del caso que tiende a desinformar sobre el sentido de la investigación, además de que revictimizar a las personas que perdieron la vida,

Se dijo por ejemplo que existía una confesión del único detenido o que este había reconocido el robo y ataque a una de las jóvenes lo que resultó falso. La CDHDF condenó esta fuga de información aún cuando fuera certera.

“Las autoridades nos han dicho que ellos no son, que son los principales afectados pero que se puede deber a la amistad de algunos involucrados con otras personas. El hecho es de que lo se ha revelado desvía la dirección de la indagatoria que debería ser pulcra” dijo Salas.

La PGJDF ya inició por lo menos tres averiguaciones previas por la filtración de los datos del expediente en contra de los funcionarios que resulten responsables,

Fiscal sí sabía de acoso

El Fisca de Veracruz, Luis Ángel Bravo, dijo hace poco que Rubén Espinosa, el foto periodista asesinado, nunca denunció las presiones de las que era objeto en Veracruz y que lo obligaron a autoexiliarse de esa entidad.

Pero un video publicado en YouTube de una reunión en enero deja constancia que el fiscal estuvo presente en un encuentro con periodistas, en el que el propio Rubén Espinosa hizo señalamiento al acoso que sufrían de las autoridades.

“El fiscal estaba plenamente enterado de lo que le pasaba a Rubén pero el no quiso hacer nada. Es un insulto que el diga que no hubo una denuncia”, señaló a Animal Político una activista en Veracruz que pidió reserva con su identidad.

Fuente: Animal Político

Comentarios

Skip to toolbar