Fiscales acusan a García Luna de mentir a la justicia de EU

0

El exsecretario de Seguridad Pública durante el mandato del expresidente mexicano Felipe Calderón, acusado de ayudar al Cártel de Sinaloa a traficar cocaína, fue señalado de mentir en reiteradas ocasiones ante la justicia de EE.UU. por la adquisición de lujosos inmuebles en Miami. La periodista Anabel Hernández describió la casa de Genaro García Luna como una residencia con amplios jardines, con piscina, en Golden Beach, una de las zonas más exclusivas de Florida, donde viven celebridades y gente de mucho dinero. 

https://pbs.twimg.com/media/EZHODvuU4AcF-ai?format=jpg&name=small

Reporte especial de SinEmbargo/ RT

En la última audiencia antes de que Estados Unidos entrara en la cuarentena por la COVID-19, Gerardo García Luna, secretario de Seguridad Pública durante el Gobierno de Felipe Calderón Hinojosa, fue confrontado por haberle mentido a autoridades estadounidenses, y eso podría provocar que su negociación se viera entorpecida, señala Anabel Hernández García, periodista mexicana que tuvo acceso a la transcripción de la audiencia referida.

De acuerdo con la investigación de la periodista, publicada en DW, las autoridades de Estados Unidos lograron comprobar que García Luna, señalado por supuestamente haber recibido dinero de narcotraficantes, compró un yate de 700 mil dólares y escogió personalmente una casa en una zona exclusiva de Golden Beach, Florida, misma que luego vendió para tratar de lavarse las manos.

“García Luna había sido muy descuidado en su modo de vivir, en su ritmo para adquirir propiedades, y eso despertó la atención del Gobierno mexicano. Están las acusaciones de narcos que dicen que le dieron dinero y la forma en la que compraba propiedades. Hablábamos de un yate en el texto que publicábamos la semana pasada, y de la casa de 3.3 millones de dólares en Golden Beach, Florida”, dijo hoy Hernández García durante una entrevista con Carmen Aristegui.

La esposa de García Luna, Linda Cristina Pereyra, también habría mentido a las autoridades estadounidenses en torno a la propiedad del restaurante Oggi Café, de acuerdo con información que se desprende de la transcripción de la audiencia.

Una situación que, en opinión de la periodista Anabel Hernández, dificultará que las autoridades de EE.UU. y García Luna puedan llegar a un acuerdo para que el exfuncionario mexicano pueda reducir su condena o quedar libre, en caso de ser encontrado culpable por los delitos que se le imputan.

La transcripción de la audiencia que citó Anabel muestra que García Luna, preso hoy en Estados Unidos, fue confrontado de una “manera cruda y vergonzosa” por el Fiscal que lleva el caso en Nueva York. El funcionario, señaló Anabel, llamó mentiroso a Genaro en múltiples ocasiones.

“Él sigue negando que esa casa de Golden Beach sea suya, que el yate sea suyo. Niega todo. El Fiscal enumeró inconsistencias, enumeró mentiras que dijo García Luna ante la Fiscalía”, dijo Anabel durante el programa de Aristegui.

Genaro García Luna, detalló Anabel Hernández, compró el yate de 700 mil dólares y la casa de 3.3. millones de dólares casi de manera inmediata. Es decir, se gastó casi 4 millones de dólares de golpe.

“Cuando lo detienen él dice que esa casa se la habían prestado, que casi, casi por caridad lo habían dejado vivir ahí. La Fiscalía dice que no sólo sabía de la compra de la casa, sino que García Luna, la esposa e hijos fueron a elegir la casa. La persona que ayudó a comprar la casa ya declaró que sí sabía García Luna”, dijo Anabel Hernández.

“Él dijo que ya el restaurante de su esposa lo habían vendido, la Fiscalía lo confrontó el 28 de febrero: ‘¿por qué mintió? Ya hablamos con su contador, el restaurante sigue siendo suyo’. Mintió sobre que vivía de a gratis en la casa. Cuando su abogado había dicho que no, que había pagado renta”, agregó la periodista a Aristegui.

Es una cadena de mentiras en las que García Luna y su esposa incurrieron en la corte. Eso complicarán las posibilidades de hacer una negociación con la Fiscalía. El Fiscal no le cree, lo llama mentiroso y lo invita a explicar por qué mintió. García Luna pensaba que en Estados Unidos podía inventar historias, pero no. Ahí hay un Fiscal que lo confronta, que lo cuestiona, que le dice que han descubierto sus mentiras.

En 2016, García Luna vendió la casa a través de un tercero. El dinero regresó a sus cuentas bancarias después. Eso lo supo la Fiscalía estadounidense.

Anabel describió la casa de García Luna como una residencia con amplios jardines, con piscina, en Golden Beach, una de las zonas más exclusivas de Florida, donde viven celebridades y gente de mucho dinero.

“Él fue a escoger la casa. La vende cuando ya lo estaban investigando. Es su propiedad. Él la escogió, compró, vivió ahí, la vendió y recibió el dinero”, dijo Anabel.

Fuente: SinEmbargo/ RT

Comments are closed.