Confirman victoria de musulmanes en Egipto

0

Por Francisco Carreón/ El Mundo

El ingeniero espacial Mohamed Mursi será el sucesor del derrocado dictador egipcio Hosni Mubarak. La histórica victoria supone la llegada a la presidencia del país más poblado del mundo árabe del primer civil en seis décadas y de un dirigente de los Hermanos Musulmanes tras 84 años de persecución y semiclandestinidad. La Comisión Electoral ha anunciado este domingo su triunfo una semana después de las primeras elecciones presidenciales libres de Egipto.

Mursi logra 13.230.131 votos (51,73%) frente al ex general y último primer ministro de la dictadura, el septuagenario Ahmed Shafik, que ha obtenido 12.347.380 votos (48,27%). Un resultado ajustado que muestra la enorme polarización que ha marcado estos comicios, celebrados el pasado fin de semana.

A sus 60 años, el islamista –doctor en Ciencia Espacial en Estados Unidos– asume una presidencia con funciones limitadas tras la disolución del Parlamento dominado por su grupo y la aprobación de unas enmiendas a la declaración constitucional que restringen su margen de acción y dejan en manos de la Junta Militar los poderes legislativo y presupuestario.

En respuesta al decreto de los miliares, miles de seguidores de la Hermandad llevan desde el martes acampados en la plaza cairota de Tahrir, el epicentro del levantamiento popular. Mursi ya proclamó su victoria el pasado lunes en base a las actas de votación validadas por los jueces y reunidas por su red de delegados.

Confiado en el triunfo, Mursi –que entró en la carrera presidencial en el último suspiro como alternativa al verdadero factótum de la agrupación, Jairat el Shater- se ha reunido esta semana con movimientos revolucionarios y otras fuerzas políticas y ha anunciado un acuerdo para formar un Gobierno de coalición nacional.

El islamista también se ha comprometido a situar en las vicepresidencias a “una mujer, un copto o un antiguo candidato presidencial” y a nombrar como primer ministro a “una figura pública independiente”. Entre las prerrogativas del nuevo presidente, figuran nombrar y destituir al ‘premier’ y su gabinete y vetar las leyes elaboradas por los militares hasta la celebración de nuevos comicios parlamentarios previsiblemente a fines de este año.

Fuente: El Mundo

Comentarios

Skip to toolbar