Católicos agreden a las Femen en París

0

Un grupo de violentos ha escrito un triste final para el fin de semana de movilizaciones contra el matrimonio homosexual, convocadas en toda Francia, y que hasta ahora transcurría de forma pacífica.

El sábado más de 70,000 personas protestaron en París contra el proyecto de ley que autorizará estas uniones, llamados por diversas asociaciones, entre ellas una de homosexuales y otra de izquierdas, que se oponen a la norma.

Los incidentes se han producido el domingo, en la concentración convocada bajo el paraguas de Civitas, una organización católica, y que pretendía ser “la gran manifestación nacional”.

Varios de los participantes agredieron e insultaron a un grupo de feministas y periodistas que parodiaban la marcha católica. Las mujeres hacían una performance “pacífica y divertida”, cubiertas de eslóganes humorísticos y con los pechos al descubierto, cuando varias personas “la tomaron con ellas”, según ha relatado la ensayista francesa Carolina Fourest, presente en el acto y que también fue agredida.

“Las chicas han recibido golpes en todas partes del cuerpo”, ha declarado la escritora a diversos medios, entre ellos la cadena BFMTV, que filmó el momento de la agresión. Muchas fueron arrastradas por el suelo y algunos periodistas y fotógrafos que trataban de recoger el momento también fueron increpados, según ha declarado uno de los profesionales de la agencia AFP.

Apaleada

Las agredidas pertenecen al colectivo Femen, un grupo ucraniano en defensa de los derechos humanos, la libertad de prensa o los derechos de las mujeres que organiza ‘performances’ para llamar la atención sobre sus objetivos.

“Primero he sido apaleada porque estaba grabando. Me han tirado al suelo. Después, cuando han visto quién era me han insultado y apaleado“, ha declarado la ensayista.

Según su relato, los violentos eran una treintena y estaban organizados en pequeños grupos. “Han gritado que irían a vengarse al centro de Femen“, ha dicho Fourest, que ha explicado que la policía tuvo que hacer un cordón para proteger a las mujeres.

La marcha del domingo en París había sido convocada por la mencionada organización ultracatólica y ha recorrido el tramo que va desde el ministerio de la Familia, en el distrito ocho, hasta la Asamblea Nacional.

Protesta sin éxito

Iba a ser, según los organizadores, “la gran manifestación nacional”. Ése era, al menos, el objetivo inicial, pues al final la marcha ha sido menos secundada que la celebrada el sábado bajo bandera “apolítica” y laica”. Si en la del sábado había entre 70,000 y 200,000 personas (cifra de la policía y de los manifestantes), ésta ha agrupado a 10,000, según Le Monde.

En el acto participaron algunos grupos de extrema derecha. Tal y como explica el diario, también había políticos del Frente Nacional, que acudieron a la protesta “a título personal”. Los manifestantes creen que la ley “es la caja de Pandora que va a permitir que en unos años se permita por ejemplo el matrimonio polígamo. Es una locura“, señalaba el presidente de Civitas, Alain Escada, a BFMTV.

El proyecto de ley que prevé aprobar las uniones entre personas del mismo sexo así como la adopción de niños divide a Francia. Sólo el 48% de los galos está a favor de que los homosexuales puedan adoptar menores, aunque el porcentaje que bendice sus uniones es mayor, del 60%. Esta iniciativa era una promesa electoral de François Hollande. Presentada en Consejo de Ministros el pasado 7 de noviembre, a finales de enero se debatirá en la Asamblea Nacional.

Fuente: ABC

Comentarios

Skip to toolbar