Alista el Senado un padrón nacional de cabilderos

0

A cuatro días de que venzan los plazos establecidos en los transitorios de la nueva Ley General de Transparencia, el Senado lanzó la convocatoria para elaborar, por primera vez, su padrón de cabilderos.

El registro quedará bajo la responsabilidad de la Mesa Directiva del Senado, que deberá elaborar el registro y mantenerlo actualizado.

Tanto en el caso de las personas físicas, como morales, los cabilderos tendrán que registrarse y declarar los intereses que representan, además de los temas que pretenden tratar con los legisladores.

“Deberán adjuntar la declaración de interés donde señale los temas a tratar en el ejercicio de su gestión y las comisiones legislativas y/o senadores a los que acudirá para el desarrollo de sus actividades de cabildeo”, señala el documento.

Los interesados tendrán un plazo de 10 días hábiles, a partir de la publicación de la convocatoria, para entregar la documentación a la Secretaría General de Servicios Parlamentarios.

En el documento, firmado por los integrantes de la Mesa Directiva, se advierte que la falsedad de cualquier información entregada por los cabilderos implicará la cancelación del registro en el padrón y la pérdida de la acreditación.

El pasado 14 de agosto Reforma publicó que senadores de todos los partidos decidieron mantener ocultos los contactos que han tenido con cabilderos durante la discusión, análisis y diseño de las reformas.

A pesar de que existe una obligación en su Reglamento interno para notificar a la Mesa Directiva sobre las reuniones o conversaciones que sostienen con los gestores y consultores de despachos y organizaciones, sólo uno de los 128 senadores ha cumplido con la disposición.

El numeral 2 del Artículo 298 del Reglamento del Senado establece que las comisiones y los senadores informan por escrito a la Mesa, para su conocimiento, de las actividades realizadas ante ellos por cabilderos en la promoción de sus intereses.

El 19 de agosto, la senadora del PRI, Ana Lilia Herrera, informó que integrantes de la Cámara Nacional de Empresas de Consultoría (CNEC) cabildean contra la aprobación, en sus términos, de la Ley de Obras Públicas.

En un documento entregado a la Mesa Directiva del Senado, la legisladora reveló que sostuvo un encuentro con tres integrantes de esa organización para conocer las observaciones que tienen con relación a la minuta que no ha sido procesada por la Cámara alta.

En el documento anexó las críticas y preocupaciones de la CNEC que, según afirmó, ya fueron planteadas durante un foro, organizado por la Comisión de Desarrollo Urbano el pasado 6 de julio.

Los interesados realizaron seis propuestas de cambios de redacción de la reforma.

Entre ellas, manifestaron su preocupación por lo establecido en el Artículo 36, al afirmar que de aprobarse se obligaría a todas las empresas a responder solidariamente cuando participen de manera conjunta en un proyecto.

“Ello nos llevaría a situaciones tan riesgosas como que las empresas constructoras tuvieran que responder conjuntamente con la empresa encargada de la operación durante toda la vigencia de prestación del servicio”, señalaron.

A la reunión con la senadora acudieron Mario Salazar Lazcano, presidente de la Cámara, así como Rodrigo Campuzano y Julio Portales, integrantes de la organización.

Fuente: Reforma

Comentarios

Skip to toolbar