“Me gusta AMLO y quiero reunirme con él”, afirma Trump (VIDEO)

0

Por primera vez desde que es Presidente, Trump accedió a una entrevista con un medio de habla hispana. Fue con Telemundo, medio que ha decidido compartir con SinEmbargo un adelanto de lo que habla sobre México. Se le nota de buen ánimo. Afirma que México no está haciendo el “trabajo sucio” de Estados Unidos, sino una labor migratorio que beneficia a ambas naciones.

Reporte especial de Telemundo para SinEmbargo

En la primera entrevista que da a un medio de habla hispana desde que es Presidente de Estados Unidos, Donald Trump dijo no quiere aranceles para México, que su homólogo Andrés Manuel López Obrador “le gusta” y que quisiera reunirse con él.

Expresó que en este momento, gracias al acuerdo firmado en semanas pasadas por el Canciller mexicano Marcelo Ebrard Casaubón en Washington, México es “amigo”.

“No es que yo gané, México también ganó con este acuerdo”, dijo. Defendió la nueva política migratoria y dijo que no está haciendo el trabajo sucio de Estados Unidos.

El mandatario estadounidense fue cuestionado por Telemundo sobre si considera a México un aliado o un enemigo. 

“Esta semana lo considero amigo”, dijo Trump, riéndose. “Han estado haciendo un trabajo excelente. Firmamos una acuerdo la semana pasada, colocaron 6 mil efectivos en su frontera sur, hasta ahora están haciendo un buen trabajo”, opinó.

Al preguntarle si la decisión de quién es su aliado la toma cada semana el mandatario matizó que “hay que ver qué pasa”.

Aseguró que, si quiere, México puede ponerle freno a la que calificó de “enorme”  migración hacia Estados Unidos, y festejó los acuerdos alcanzados para frenar la imposición de aranceles. 

“Tenemos acá los ilegales que están entrando. México ha sido maravilloso en la última semana y media,  firmamos el acuerdo hace una semana y media, han cumplido con él muy bien. Si no hubiera sido así hubiéremos impuesto sanciones”, expuso. 

Sobre las negociaciones recientes, Trump negó que él ganara porque México, dijo, “no necesitaba tener a millones de personas cruzando por el país”. 

El líder estadounidense opinó que México tiene fuertes leyes de migración, por lo que pueden detener a los migrantes antes de llegar a su frontera. 

Al se interrogado sobre  si México hace ahora el trabajo sucio de Estados Unidos en su frontera sur, Trump opinó: “Parece que México está haciendo un excelente trabajo por México y por Estados Unidos por ahora, pero ha pasado solo una semana y media”.

“No, no es el trabajo sucio. Es un trabajo de México. No se debe permitir que la gente cruce por México hacia nuestro país. No tiene ni siquiera que estar en México. Mexico está devolviendo gente a Honduras, a otros lugares, a El Salvador. Los está devolviendo y hasta ahora lo están haciendo muy bien, por so no están impuestos los aranceles y no quiero los aranceles para México, sería extremadamente costoso, creo que no podrían costearlo”, sentenció.

ACUERDOS DE MÉXICO Y EU

El pasado 7 de junio, el Presidente  Donald Trump informó que había alcanzado un acuerdo con México.

“Me complace informarles que los Estados Unidos de América han llegado a un acuerdo firmado con México. Las tarifas programadas para ser implementadas por los Estados Unidos el lunes contra México, quedan por la presente suspendidas indefinidamente. México, a su vez, ha acordado tomar medidas sólidas para detener la marea de la migración a través del país, y a nuestra frontera sur”, dijo.

México avanzó  en Washington, DC, después de tres días de tensión y largas discusiones con el equipo de Trump. México acordó enviar 6 mil elementos de la Guardia Nacional a su frontera con Guatemala para detener la migración de Centroamérica, mientras que el mandatario estadounidense aseguró  en Twitter que otra de las exigencias al país fue aceptar más importaciones del campo estadounidense.

Según el acuerdo alcanzado, México tiene 45 días para reducir el flujo migratorio que atraviesa su territorio con destino a Estados Unidos o, de lo contrario, el Presidente Trump podrá reactivar la amenaza de imponer aranceles a las exportaciones mexicanas.

Aunque Trump ha vendido el acuerdo con México como un triunfo, las autoridades mexicanas no se plegaron a su petición de firmar un tratado de “tercer país seguro”, que habría permitido a Estados Unidos rechazar legalmente a los solicitantes de asilo si no habían buscado primero refugio en el territorio mexicano.

El pacto permitirá que el Gobierno de Trump amplíe a toda la frontera con México un programa que hasta ahora ha aplicado en tres puntos de entrada en la zona limítrofe y que obliga a los solicitantes de asilo a esperar en el país vecino mientras se tramitan sus casos en Estados Unidos, algo que puede durar meses o años.

Fuente: SinEmbargo

Comments are closed.