@EPN, el Presidente que condona impuestos

0

Por Sanjuana Martínez

Este gobierno está lleno de excesos. Nuestra capacidad de asombro va en aumento. Los datos sobre la condonación de impuestos que hizo en el último año, el Servicio de Administración Tributaria (SAT) por 5 mil 653.9 millones de pesos a los privilegiados y amigos del presidente, entre ellos, personas morales y físicas, es un jarro de agua fría para nuestras esperanzas de cambio.

De manera inmoral e impune, el Estado se da el lujo de perdonar impuestos de manera discrecional a empresas como Industrias Campos Hermanos, Volkswagen, Simec, Instituto Politécnico Nacional y Arnecom y la constructora Geo, según denunció la organización no gubernamental Fundar.

Precisamente, una de las más beneficiadas es la constructora Geo que tiene cinco empresas entre las más favorecidas por la autoridad tributaria y a la que el brazo fiscal de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) le condonó nada más y nada menos que un total 2 mil 870 millones de pesos.

Y lo peor de todo es que de cada 100 pesos que perdonó Hacienda, 85 pesos fueron condonados solamente a 1% de los contribuyentes. Que se beneficiaron con un monto acumulado de 3,616.80 millones de pesos, revela el informe “Privilegios Fiscales. Beneficios inexplicables para unos cuantos”.

Es interesante analizar la lista de esos “cuantos” privilegiados amigos de Enrique Peña Nieto. A Simec International 6, le condonaron 395.1 millones de pesos. A Industrias Campos Hermanos, le perdonaron 149.8 millones de pesos en impuestos. También le perdonaron impuestos a Volkwagen de México, con 56.1 millones de pesos entre el periodo comprendido entre julio de 2015 y julio de 2016. Igualmente le indultaron impuestos al Instituto Politécnico Nacional (IPN), con 51.9 millones de pesos y a Arnecom, una de las empresas dedicada a la construcción de arneses para automóviles, por un monto de 35.6 millones de pesos.

En cuanto a las personas físicas beneficiadas, están el empresario de Nuevo León, Jorge Luis de León Varela, dedicado a los servicios financieros, por un monto de 551 millones 639 mil pesos. En esta lista está Clara Maribel Vázquez Meza, dedicada al comercio al por mayor en artículos para papelería, papel, madera, construcción y desechos al por mayor, por 350 millones 827 mil pesos. Y el empresario en Morelos Humberto Gómez Flores, dedicado a la industria metálica, por un monto de 234 millones 975 mil pesos.

Le sigue Luciano Contreras Delgado, con 167 millones 450 mil pesos; Vicente Aguilar Sosa, con 146 millones 941 mil pesos; Anita Márquez Chávez, con 134 milllon 932 mil; Juan Jesús Almanza Guerrero, con 115 millones 706 mil; Zenaido Rangel Briceño, con 113 millones 743 mil pesos; Jorge Alberto Clouthier, con 103 millones 44 mil pesos, Ramiro Guzmán Osorio, por 96 millones 414 mil pesos, Roberto Castro Vizcaíno, Carlos Héctor Linares Enríquez, Miguel Ángel Hernández Cota, José Cristian Castorena Garza y Enrique Gutiérrez Galván, pertenecientes al sector público, se les perdonaron 21 millones 557 mil pesos en impuestos.

¿Es ético, es moral, es legal la condonación de impuestos del Presidente de México? El secretario de Hacienda y Crédito Público, José Antonio Meade, asegura que estas condonaciones y cancelaciones de créditos fiscales son legales y transparentes: “El SAT está obligado a ofrecer condonaciones, en ánimo de preservar la fuente de empleo”.

Lo que no nos dice el secretario Meade es el método que utilizaron para la selección de los beneficiados. ¿Por qué estos y no otros? ¿Cuál fue el criterio para elegir a los perdonados?.

La serie de reportajes publicados por SinEmbargo.mx sobre los papeles de la SHCP que analizan los empresarios y empresas beneficiadas demuestran que Peña Nieto y su gobierno, han venido condonando impuestos de manera discrecional y sin control alguno a sus amigos y elegidos, sin respetar los criterios mínimos de selección. La pregunta fundamental que sigue es: ¿Qué están recibiendo Peña Nieto y sus funcionarios a cambio de condonar miles de millones de pesos?.

No es de extrañar que la empresa mayormente beneficiada es la constructora de Casas Geo. El señor Peña Nieto ha mostrado tener conflicto de intereses con otra constructora. Al parecer es uno de sus ramos favoritos. La honestidad y la decencia para hacer negocios de un buen número de constructoras y empresarios desarrolladores, está en entredicho porque se ha comprobado que a cambio de importantes contratos públicos, están dispuestos a dar jugosas mordidas en especie y dinero.

A pesar de los mecanismos creados para vigilar los excesos y corruptelas de funcionarios, la clase política mexicana sigue haciendo lo que quiere con la certeza de que nada les pasará. En estas sospechosas condonaciones, el nuevo Sistema Nacional Anticorrupción seguramente tampoco hará nada. El presidente Enrique Peña Nieto puede estar seguro, el blindaje que él mismo creó.

www.websanjuanamartinez.com.mx

Twitter: @SanjuanaMtz

Facebook: Sanjuana Martinez

Fuente: La Jornada

Comentarios

Skip to toolbar